Entrevista con el miembro de la Comunidad Musulmana de Ceuta, Idriss Al-Wahabbi

La preocupación e interés de Chamal Post por la situación religiosa y cultural de Ceuta y que, coincide con el segundo aniversario de la muerte del fundador de la Comunidad Musulmana de Ceuta, el hajj Mohamed Ali. Una de las primeras asociaciones que se interesó por la situación de los marroquíes de Ceuta y se esmeró en vincularlos con su tierra nativa. Hemos entrevistado al investigador sufista, anterior imán y khatib (predicador) de la ciudad y miembro de la Comunidad Musulmana de Ceuta, Idriss Al Wahhabi.

Con la conmemoración de la muerte de Mohamed Ali, el fundador de la Comunidad Musulmana de Ceuta, ¿ nos puede hablar un poco del destino y la hoja de ruta de la asociación?

Idriss Al-Wahabbi

La Comunidad de Ceuta que fue fundada en 1985 por el hajj Mohamed Ali que en paz descanse, fue la primera asociación – de su índole- en consagrar su actividad a la defensa de los derechos culturales, religiosos y nacionales de los marroquíes. Desde entonces, la asociación vino experimentando distintos vaivenes y continuos enfrentamientos, pese a ello,  la Comunidad Musulmana porfía en hacer frente a todos los obstáculos para alcanzar su noble objetivo que propuso con su creación  el hajj Mohamed Ali: consagrar la identidad y la cultura marroquí en Ceuta.   

Se sabe que la Comunidad Musulmana de Ceuta fue la primera entidad a través de la cual intentasteis formar los musulmanes de Ceuta  y convertirla en un marco para la preservación del islam moderado en la ciudad ceutí. Actualmente, la ciudad cuenta con más asociaciones y entidades de su índole, y cada cual tiene sus propios ideales y metodologías. ¿ Cuál es vuestra posición dentro de este “cocktail” de asociaciones?

La Comunidad Musulmana de Ceuta es parte inseparable del resto de las asociaciones, en términos legales y sociales no somos diferentes a ellas, pero sí andamos con las miras puestas sobre un único objetivo, que es mostrar la cultura e identidad marroquí y defender los problemas imperiosos  de la población. De ahí, que participamos en encuentros y conferencias tanto dentro como fuera del país con el fin de hacer llegar la cultura de la población musulmana de Ceuta a la opinión pública por ser uno de los segmentos de la sociedad marroquí que no se prescinde de su identidad, cultura y costumbres.

La Comunidad Musulmana de Ceuta es conocida por su estrecha relación con la   y su postura de defender el Madhab  (doctrina) malikí moderado, ¿ cuál es el papel que desempeña la asociación en la lucha contra el extremismo y la islamofobia?

Actualmente, la Comunidad Musulmana cuenta dentro de su seno con un grupo de jóvenes aspirantes que se preocupa por sus asuntos nacionales , religiosos y culturales. Ahora se están esforzándose en entablar fuertes vínculos con el islam marroquí a través del sufismo suní y el Madhab del Imán Malik y el “Emirato de los Creyentes” lejos de cualquier tipo de radicalismo doctrinal, racial o tribal.

El anterior presidente de la Asociación Mohamed ali con el anterior rey español Juan Carlos

Desde su creación, la relación de la Comunidad con las autoridades de Ceuta se ha  caracteriza por sus interminables fricciones. ¿ Creen que podrá haber una nueva relación basada en la cooperación y el respeto mutuo?

Sí, desde su creación hasta hoy en día, la Comunidad ha representado a los musulmanes ceutíes y ha defendido constantemente su nacionalismo a pesar de las mencionadas fricciones por parte de las autoridades locales. No obstante y hoy en día, frente  a los obstáculos y dificultades que impone la situación, la asociación colabora con las demás asociaciones de la ciudad para lograr una meta común:  acercar a los jóvenes a una religión moderada y alejarlos de la violencia y los extremismos. Esta red de colaboración también incluye a asociaciones que representan otras religiones y creencias; cristianas, judías e hindúes que se proponen los mismos objetivos: garantizar la estabilidad y la seguridad de Ceuta, lejos del área político y sus problemas, trabajamos en un entorno cultural y no político o partidista.

¿Cuáles son los pasos que van toman para devolver a la asociación su vitalidad que ha ido experimentando un declive desde la muerte del hajj Mohamed Ali?

Tenemos preparados varios programas que apuntan a la formación de la juventud a través de la celebración de seminarios y talleres en el ámbito cultural e histórico, para dar a conocer la ciudad y presentar a sus intelectuales y científicos. Subrayando su rol en el fomento de un islam moderado y tolerante. También, coordinaremos con instituciones y entidades culturales dentro y fuera del país. Asimismo, se procederá a la repartición de revistas y libros sobre la historia y la realidad de la ciudad. Por otra parte, tenemos pensado invitar a eruditos  religiosos marroquíes para hablar y dar a conocer el madhab al malikí  y la creencia Al-Ashaaria. Por lo último, organizaremos actividades de caridad en colaboración con entidades caritativas cuyos objetivos son similares a los nuestros

Por lo general,  no se puede permitir o tolerar la existencia y continuación de agentes que alteran la imagen del islam como religión civil y humanitaria. Por eso, vamos a estar codo con codo con todas las asociaciones de la ciudad haciendo frente al extremismo y luchando por una realidad de convivencia y tolerancia religiosa y racial.

 

 

 

 

 

 

مقالات أخرى حول
, ,