Policía marroquí desmantela una red de tráfico de cocaína dirigida por un colombiano

La policía marroquí ha desmantelado una red internacional de tráfico de cocaína dirigida por un colombiano, que planeaba montar en el Sáhara Occidental una pista clandestina que serviría de escala para aviones de transporte de droga entre América Latina y Europa.

El líder colombiano de la red, cuya identidad no ha sido facilitada, fue detenido el pasado fin de semana con dos compatriotas, dos españoles y doce marroquíes tras la incautación de un alijo de 1,4 toneladas de cocaína, informó hoy la Oficina de Investigaciones Judiciales (BCIJ) en un comunicado.

Los interrogatorios revelaron que el colombiano al frente de la red, que había recibido cursos de pilotaje de vuelo, entró ilegalmente en Marruecos y se dirigió al territorio del Sáhara Occidental; allí, en las cercanías de la ciudad de Dajla, planeaba preparar una pista de aterrizaje para las avionetas que viajarían cargadas de cocaína desde Sudamérica.

Para tal fin, la banda tenía almacenados en un depósito en Bujador, también en la costa saharaui, 3,1 toneladas de queroseno para aviones, 2,7 toneladas de gasóleo, tres bombas de carburante, cinco motores y cinco generadores eléctricos, además de equipamiento diverso.

Marruecos ha sido tradicionalmente productor y exportador de cannabis, pero su situación geográfica de puerta hacia Europa lo están convirtiendo en los últimos años en punto de intersección entre Sudamérica, África y Europa para el tráfico de cocaína.